“Que repitan siempre, en cada situación de la vida, “Gloria al padre, al Hijo y al Espíritu Santo”. Esta es la oración perfecta”.

Con estas palabras, pronunciadas con fuerza en la misa de la fiesta de la SS Trinidad y 30° aniversario de nuestra parroquia, nuestro obispo Carlos nos ha invitado a ser personas agradecidas a la Trinidad Santísima por todo lo que cumple en nuestras vidas y comunidades. Acompañados por las palabras de gozo, agradecimiento y esperanza de nuestro Pastor, hemos celebrado las maravillas de Dios en estos 30 años en medio del pueblo peruano, y nos hemos comprometido a ser aún más familia misionera.
El día sábado hubo una vigilia de oración y acción de gracias, en que cada capilla pudo compartir con todos los “logros” de estos años de vida, de oración, de luchas por el bien, de trabajo por el reino de Dios.
Demos gracias a nuestro Dios por su fidelidad con nosotros y nunca cansémonos de repetir:
“Gloria al Padre, al Hijo y al Espíritu Santo”.

Mira aquí todas las fotos.